¿Qué hago si pierdo el equipaje en un aeropuerto? El miedo de todo viajero…


Esta semana trataremos con uno de los peores miedos del viajero. Además aquellos que viajamos con frecuencia nos ocurre de vez en cuando. A nadie le gusta que le pierdan o retrasen una maleta cuando va de viaje. Pero cualquier persona que está acostumbrada a viajar tiene bastante claro que esto es algo que lamentablemente ocurre y que puede tocar en cualquier momento y lugar. Así que queda asumido como “parte del viaje”.

No hay que hacer un drama (aunque sí, es una faena), ni echar la culpa a la agencia de viajes, ni despotricar contra los elementos. Puede ocurrirle a cualquiera, vuele en primera o en turista, en un aeropuerto enorme o en uno bien pequeño, en un vuelo único o en uno de varias conexiones…

Sin maleta

La gestión aérea de estos temas (el “grounding” que se llama) es algo tan complejo que no merece la pena malgastar un segundo de nuestras energías en ello, ya que por mucho que nos disguste, no vamos a cambiarlo.

Lo que sí puede cambiar totalmente es la forma de llevarlo, y eso es lo que hace la diferencia! Así que vamos a tratar de daros unas indicaciones generales sobre cómo actuar cuando ocurre. Y sobre todo cómo prevenir para que, si pasa, no te arruine las vacaciones.

luggage-band-64390_960_720

Llegas al aeropuerto destino. Esperas en la cinta. Ves cómo da vueltas y vueltas, se te acelera el corazón y aumentan los sudores al no ver tu preciado objeto de deseo sobre ella… y los temores de cualquier viajero, se acrecientan…. ¡¡Tu maleta no aparece!!

Sobre todo mantén la calma

Espera hasta que no queden más, o pare la cinta definitivamente. Incluso cuando en las pantallas hay un cambio de vuelo, puede haber maletas “entre medias”. Mira la procedencia de las etiquetas de las que van pasando, para ver si queda alguna de tu destino o no. A veces hacen parones entre los carros, o alguna se queda despistadas.

En cualquier caso espera y da un tiempo antes de entrar en pánico.

Cómo reclamar administrativamente y rellenar un parte de incidencia

Si ya ves que definitivamente no llega, mira a ver si alguien más está igualmente esperando la suya y habla con ellos. Si sois varios, id todos juntos. Será más ágil y se acorta el tiempo de gestión.

Dirígete a la zona de Equipajes Perdidos con tu pasaporte y la etiqueta adhesiva con código de barras que te han dado en facturación (no la pierdas nunca). Te podrán hacer el seguimiento y decir algo si no ha llegado, si se ha quedado en algún lado, si viene en un siguiente avión… Puede que sepan algo en el momento o no. En cualquier caso, rellenarás ahí mismo el parte de incidencia, el llamado PIR.

writing-1149962_1920

Esto es muy importante, nunca te vayas del aeropuerto ni salgas a la parte publica sin cumplimentar y entregar el PIR. Si te vas sin el PIR puedes perder las opciones de reclamar la maleta. ¡De hecho será muy difícil que puedas hacerlo! Si lo ves necesario exígelo, llama a algún responsable o policía para que sean testigos y agilizar que te lo entreguen convenientemente rellenado y sellado.

En este documento rellenarás todos tus datos, los del vuelo, origen y destino, te enseñarán unas fotos para identificar más o menos cómo es tu maleta, color, tipo, tamaño y cualquier información que puedas aportar o te soliciten. El aeropuerto se quedará una copia y tú otra. Guárdalo como oro en paño, hazte una foto con el móvil como copia y no lo pierdas.

¿Y después de reclamar la pérdida del equipaje qué sucede?

Según las aerolíneas, el proceso varía. Te darán teléfonos y mails y tomarán los tuyos; en algunos lugares tienes que llamar tú para ir preguntando, pero lo cierto es que cada vez más está todo automatizado y te irán llegando mensajes o bien te irán informando por teléfono, mail, sms u otros medios.

No sufras. Aunque parezca increíble es un proceso bastante estándar, tiene un seguimiento y gente que se dedica a ello en exclusiva y suele estar todo organizado.

Lo que hacen es localizar primero tu maleta, y según donde estés, buscarán las conexiones aéreas para mandarla en otro vuelo y desde allí hacértela llegar. A veces da unas vueltas tremendas porque dependen de acuerdos entre aerolíneas, y aunque haya un vuelo directo Madrid el Cairo, donde estás tú, quizá no tengan acuerdo con la compañía que lo opera, con lo que tengan que mandar tu maleta con otras, puede ser de Madrid a Londres, de Londres a otro punto, y de ahí a Egipto… Lo que, evidentemente va a retrasar la entrega de tu maleta.

img-20130401-01126

No merece la pena enfadarse, tienen la obligación de llevártela, pero no tienen ninguna obligatoriedad de hacerlo en un tiempo determinado, así que… ¡Paciencia!

Algo que debe tranquilizarte es que es realmente raro y poco frecuente que se pierda del todo una maleta. Sí ocurre, claro, pero el porcentaje es mínimo. Ahora bien, el tiempo que tarde en llegar una perdida, puede ser variable, desde el siguiente vuelo y pocas horas, hasta días ¡¡¡O incluso meses!!! Con lo cual, tómatelo con gracia, casi con total seguridad, tu maleta habrá viajado por lugares en los que ni tú habrás estado.

Obligaciones de la aerolínea cuando pierden el equipaje

La aerolínea tiene la obligación de llevar la maleta donde estés, por lo que te pedirá todos los contactos posibles y la información de tu destino si empiezas las vacaciones. Si vas a una ciudad con aeropuerto, generalmente te la llevarán al hotel o dirección donde estés. Pero si vas a sitios ya más escondidos, o sin aeropuertos, pueden decirte que la recojas en tal aeropuerto, hotel o demás.

Ten en cuenta, que si te vas a mover mucho de ciudad en ciudad, o si vas a embarcar en un barco, o en trenes no tienen la obligación de llevártela a puntos remotos, sino a aeropuertos cercanos… Y tú posiblemente ya no estés cuando llegue. ¿Qué hacer entonces?

¿Y si cuando llega mi equipaje yo ya no estoy en esa ciudad?

Tú has de insistir siempre en tu derecho a tener tus pertenencias, pero hay lugares donde no entregan por mucho que insistamos. En estos casos tienes que pensar qué es lo más cómodo para ti.

Ojo, a veces ofrecen dejarla en el aeropuerto X donde vas a pasar a la vuelta de tu viaje. Pero eso es bastante pesado ya que tendrás que hacer gestiones, cargar con ella sin haberla utilizado, perder tiempo, incluso según aeropuertos cambiar de terminarles para ir a buscarla, volver a facturar… En ese caso, no lo aceptes y di que te la lleven a tu casa o como último recurso a tu último aeropuerto.

Así que mira en tu itinerario un poco a largo plazo para que de tiempo a que la envíen. O si vas a estar en un hotel en una ciudad dentro de unos días, es mejor que la envíen ahí directamente. Y si ves que va a ser complicado, toma la decisión más segura. Es mejor que des la dirección de tu casa y a tu regreso la tengas esperándote… ¡¡Y sin tener que lavar nada!! 😉

¿Qué hago mientras no tengo equipaje?

Hay que ser previsor. Siempre antes de salir de casa piensa esto. “Si me pierden la maleta, ¿qué es aquello que es IMPRESCINDIBLE para mí o que de ninguna manera puedo estar sin ello?” Esas son las cosas que tienes que llevar siempre contigo en tu equipaje de mano: medicinas, documentación, ordenadores o dispositivos, cargadores especiales. Si es un viaje específico (de buceo, por ejemplo) lleva lo más delicado, personal y/o valioso (regulador, ordenador…). Sí, llevarás más peso encima, pero mucha tranquilidad, te lo aseguro.

Además acostúmbrate siempre a llevar una muda, tu camiseta favorita, algo de abrigo aunque vayas a sitios de calor, o fresco si vas a sitios de frío. Y si tu destino es de mar, un bañador, porque aunque todo eso se puede comprar, siempre es mejor para el primer día tener algo que ponerte y ya tranquilamente ir a buscar lo que te falte.

img-20130331-01110

Todo lo que necesites, tendrás que comprarlo o alquilarlo. Pide recibo o factura de todo lo que necesites. La aerolínea, si pasa un numero de horas tiene la obligación de reparar tus gastos, pero sin justificantes no te va a devolver nada. Así que pide tickets con un sello y la dirección de la tienda … ¡¡¡Aunque sean en una servilleta de papel!!!

Si tienes seguro de viaje, posiblemente tenga una cláusula que te compense económicamente con cierta cantidad a partir de ciertas horas de retraso de equipaje o pérdida. Notifícalo en cuanto puedas para que te abran incidencia aunque se puede hacer a la vuelta sin ningún problema. Necesitarás justificantes, pero eso sí, ten en cuenta que no te van a pagar dos veces (aerolínea y seguro) ya que el seguro te pide lo que te ha abonado la aerolínea.

Es importante que tengas claro que tanto el seguro como la compañía aérea no te van a devolver el dinero hasta tu vuelta, y aún así, pasarán unos días con los trámites. Por ese motivo siempre hay que llevar dinero extra en los viajes, nunca sabemos qué imprevistos nos pueden suceder, y aunque te lo reembolsen, de entrada tienes que adelantarlo tu.

Algunas aerolíneas tienen en sus aeropuertos algunos “kits” para estos casos, de aseo y cosas básicas, o incluso vales de compra para tiendas de aeropuerto. Pero la verdad que esto cada vez es menos frecuente.

Mantén el ánimo

Ten un espíritu animoso y positivo. Que no te hunda las vacaciones. Que no altere tu ánimo (sí, al principio fastidia, pero hay que reponerse). Tampoco dejes que esto afecte al resto del grupo y se cree mal ambiente. Al contrario, déjate mimar y animar, la solidaridad y ayuda en estos casos es muy grande, y todo el mundo se presta a que eches en falta lo menos posible tus cosas. Esto al final estrecha las relaciones y hace de ese pequeño incidente un motivo más de disfrutar de las vacaciones.

El que sale de casa tiene que tener claro que puede pasar de todo, así que tómalo como una aventura y una renovación de tu vestuario. 😉

exclaposit

No te enfades con la gente que te está atendiendo. Si alguien no tiene la culpa, son ellos y están para ayudar. A todos nos gusta que nos traten con educación aunque estemos molestos. Piensa que siempre van a poner más de su parte si tu trato hacia ellos es cordial –aunque firme-, y que la gente que grita, se enfada y se sale de sus casillas consigue mucho menos que los que tienen una actitud sosegada, paciente y educada. Y si te tropiezas con el que tiene un mal día y va de borde, respira hondo y se “egoísta”. Piensa que cuanto más se altere, va a ser peor para ti, así que intenta dar la vuelta a la tortilla a tu favor.

En estos casos te darás cuenta de algo genial: ¡¡¡no necesitamos ni la cuarta parte de lo que nos llevamos para viajar!!! Verás que lo pasas perfectamente con las cuatro cosas necesarias que te compres o te presten y te ayudará a reducir carga para los siguientes viajes.

En resumen

  • Mente positiva, respirar hondo y que no te altere.
  • Nunca salir del aeropuerto sin el PIR.
  • Llevar en el equipaje de mano todo aquello que consideres “imprescindible” y que no puedas comprar o adquirir fácilmente en otros lugares.

Esperamos que nunca os suceda, pero si es así esperamos que con estos consejos por lo menos la experiencia sea más llevadera. Always possitive!  


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.